el fogon de meg

La cocina donde se elaboran las artes culinarias, la Historia, la medicina, los alimentos, las escuelas gastronómicas, y, por supuesto, las "fórmulas magistrales". O sea, las recetas.

viernes, 22 de enero de 2010

RECETARIO





ALMEJAS A LA MARINERA

   Necesitáis un kilo de almejas, una cebolla, tres dientes de ajo,  un tomate pequeño maduro, harina, perejil, un vaso de vino blanco, una pastilla de caldo de pescado, vinagre, aceite, sal  y perejil.

   Lavad bien las almejas dejándolas dos o tres horas en remojo en agua con sal gorda. Cambiad el agua a la hora y volved a ponerlas en remojo. Sofreid en una cazuela la cebolla muy troceada, los dientes de ajo, el tomate pelado y troceado y el perejil. Cuando la cebolla esté transparente y el ajo empiece a dorarse echad una cucharada de harina y removed bien. A continuación verted tres vasos de agua, el vaso de vino blanco, y la pastilla de caldo de pescado.  Dejad que todo empiece a hervir lentamente. Una vez empiece el hervor, echad las almejas y removerlas bien para que no se queden cerradas las de abajo por el peso de las de arriba. Apagad el fuego en cuanto veais que se han abierto y verted unas gotas de vinagre. Removed bien y servir calientes espolvoreadas de perejil picado.

Etiquetas: , ,

16 comentarios:

Blogger jose ha dicho...

una pregunta solo ¿las almejas son necesarias?

22 de enero de 2010, 0:05  
Blogger meg ha dicho...

Muuuuy necesariasss, Jose. El plato "marinera" no lo conozco. Pero lo hepuesto en esta cuesta de enero porque las de criadero están más baratas que las chirlas. O sea que puedes permitirte el lujo. Un besazo.

22 de enero de 2010, 0:08  
Anonymous despe ha dicho...

que rico!toda cosa del mar me encanta!
saludos

22 de enero de 2010, 5:17  
Blogger Sarah ha dicho...

He comprado almejas hoy, de vez en cuando me las pide el cuerpo¿?
Las voy a hacer como pones en tu receta, pero yo le añado una base fina de patatitas (mis amadas patatitas). Hummmmmmmm, estoy salivando.

22 de enero de 2010, 11:44  
Anonymous El Teju ha dicho...

Que hambre... ÑAmÑam :)

22 de enero de 2010, 12:55  
Blogger meg ha dicho...

Despe, pues aprovecha que ahora están a buen precio las cultivadas o las de aguas marroquíes. Un besazo y gracias.

22 de enero de 2010, 14:37  
Blogger meg ha dicho...

Sarah cada cual tiene su toquecito personal. Y fíate de la receta orque salen riquísimas. Ya me contarás. Un basote.

22 de enero de 2010, 14:37  
Blogger meg ha dicho...

Teju, menos pasividad babeando en la cocina y más actividad en los fogones.¡ Vaaamooss!.

Y de paso un abrazo desde un Madrid grisáceo de hoy.

22 de enero de 2010, 14:39  
Blogger Miguel Angel ha dicho...

Excelente plato que en mi casa es un verdadero problema. Mi hija mayor se adueña de la cazuela y solo nos deja mojar pan al resto.
Solo te añado una cosa, en casa utizamos un buen vino fino de mi tierra (Jerez). Omito la marca.

Un beso

22 de enero de 2010, 17:23  
Blogger Onminayas ha dicho...

Las almejas son como las pipas de girasol: siempre sabes cuando empiezas, pero nunca sabes como parar.

Besos, Meg.

22 de enero de 2010, 21:03  
Blogger ANRAFERA ha dicho...

Uno de mis platos preferidos. Tomo nota y...a cocinar. Un cordial saludo.

22 de enero de 2010, 21:11  
Blogger meg ha dicho...

MIGUEL ANGEL, NO TE DESESPERES. eN MI CASA PASA IGUAL Y NO HAY REMEDIO.

Por cierto, yo también le echo una copita de fino, porque soy del sur. Pero he puesto vino blanco en general para quienes no dispongan de jerez a mano. (Es que los del sur no tenemos la bodega completa si no tenemos una de fino y otra de solera)... ¿O no?...

22 de enero de 2010, 21:23  
Blogger meg ha dicho...

Onmi, sí sabes cuándo parar: cuando se han acabado. Lástima pero la vida es así... Un besazo.

22 de enero de 2010, 21:24  
Blogger meg ha dicho...

Ramón, ánimo. Que viene el finde semana y todos tenemos un poco de tiempo para hacer algun capricho en la cocina. Un besazo y feliz finde.

22 de enero de 2010, 21:25  
Blogger Miguel Angel ha dicho...

Tienes razón Meg, en mi caso el fino Tio Pepe (quizás desde los tiempo que me tocaba hacer la vendimia en la bodega Las Copas para pagar mis estudios ) y el oloroso Alfonso no puede faltar aunque no es menos cierto que el fino acaba casi siempre en algún guiso.

Besos

23 de enero de 2010, 14:27  
Blogger meg ha dicho...

Yo tengo el Fino Quinta y el Pedro Ximénez para deleite del paladar. Para cocinar compro uno más barato (Valdespino por ej.). Y no veas cómo salen los estofados con fino en lugar de vino tinto...

Feliz fin de semana desde un frío Madrid, y besazos.

23 de enero de 2010, 19:27  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal